ç

¿Qué es el Nissan e-Power y cómo funciona? En 6 claves

La marca japonesa da un paso más allá en la movilidad sostenible con esta nueva tecnología mecánica que promete eficiencia, a pesar de contar con un propulsor térmico. Veamos de qué trata el Nissan e-Power.

nissan-e-power

La sostenibilidad es el eje sobre el que gira y va a girar la industria de la automoción en los próximos años. Esto supone un escenario totalmente diferente al que los usuarios estábamos acostumbrados hace no demasiado tiempo, pero al que hay que empezar a adaptarse y a entender todo aquello que se deriva de ella. Para que su implementación sea óptima, se necesita una tecnología preparada para satisfacer las necesidades de los conductores ante las restricciones que vienen.

Las marcas de coches se están preparando, y las hay que lo llevan haciendo desde hace tiempo. Nissan es un claro ejemplo de ello y su tecnología e-Power pretende ser el compañero de viaje de mucha gente. Copa un cierto protagonismo en los anuncios de televisión, pero no se explica qué aporta ni qué hace de diferente a las que ofrece la competencia. Por ello, en TopDriverz vamos a explicarlo.

El Nissan e-Power en 6 claves

Puesto en contexto el tema principal que va a ocupar las próximas líneas, es el momento de explicar todos los aspectos y propiedades del Nissan e-Power. De esta manera, quienes estéis preparando la compra de un auto, si no sabéis si elegir un híbrido o un eléctrico o en qué marca confiar, este nuevo post os ayudará.

1. Qué es el Nissan e-Power

Lo primero que hay que tener claro es que es un sistema de impulsión que combina dos propulsores: un motor eléctrico y otro de gasolina. Cada uno lleva a cabo funciones distintas, y es que el primero se encarga de mover las ruedas y el segundo para recargar la batería.

Por lo tanto, poco tiene que ver con los híbridos convencionales, definidos por el impulso que aporta la unidad de gasolina y el apoyo que brinda la eléctrica para que el consumo y las emisiones se reduzcan a lo mínimo posible. Esto desemboca en una curiosa paradoja, ya que la estructura es la de un híbrido pero su funcionamiento es propio de un eléctrico. Es preciso indicar que no tiene una caja de cambios como forma de transmisión dado que el motor eléctrico no impulsa a las ruedas de forma directa.

que-es-nissan-e-power

2. Composición y funcionamiento

Además de los dos motores y la batería que ya se han citado, incluye un conversor y un generador eléctrico. Dado que el motor de gasolina se encarga de recargar la batería, no es necesario enchufar el coche que se conduzca a ningún sitio, más si cabe teniendo en cuenta que dispone de la función de frenada regenerativa.

Esa tarea del motor de gasolina hace que siempre esté funcionando a una velocidad óptima y que no necesite depender de lo que le ordene el conductor mediante el pedal del acelerador. Veamos qué roles cumplen los otros dos elementos que acabamos de nombrar. El conversor transforma la energía de alto voltaje que procede de las baterías que custodian la tracción del vehículo en bajo voltaje. De esta forma, es posible encender los accesorios que incorpora el coche y que se esté recargando la batería eléctrica al mismo tiempo. El generador es el responsable de producir electricidad para el consumo del coche y ayudarle a que se reponga de posibles pérdidas de carga que pueda sufrir en la batería.

La fricción resultado de la acción de frenado también produce energía que es devuelta a la batería de forma directa, esa circunstancia, junto a la relación de compresión en el rango más alto a en situaciones de baja demanda energética (como ir a una velocidad constante con buen estado de carga), permite que los datos de consumo sean mejores que, por ejemplo, los de gasolina convencionales, con una menor huella medioambiental en lo que respecta a emisiones de dióxido de carbono y partículas. De hecho, desde Nissan indican que se ahorra entre un 20 y un 30 por ciento de energía en los consumos.

3. Dinámica

Desde la propia Nissan aseguran que, durante el tiempo que el conductor permanece al volante, este disfruta de la misma entrega instantánea del par motor y la suave aceleración que caracteriza a los eléctricos de pura cepa, algo que se explica en teoría por la responsabilidad del motor que emplea ese tipo de energía para mover las ruedas.

Además, también prometen diversión y emociones parecidas a las de un deportivo con el E-Pedal Step, útil en situaciones de tráfico congestionado y que aumenta el freno motor al soltar el acelerador. Esa posibilidad quizá se pueda explicar desde los cilindros de compresión variable que llevan vehículos como el Qashqai que salió al mercado en 2022 con esta tecnología completando su nomenclatura, así como la tecnología Linear tune que pone en equilibrio las revoluciones y la velocidad. También hay que hacer hincapié en lo silencioso que promete ser su propulsor eléctrico, lo que atisba tranquilidad y comodidad durante los trayectos.

como-funciona-nissan-e-power

4. Pros y contras

Con todo lo comentado hasta el momento, lo que se puede decir es que el Nissan e-Power se caracteriza por una suavidad a la hora de acelerar y una entrega inmediata del par motor, lo que reúne tranquilidad y emoción a la hora de conducir y nada faltará al conductor cuando se ponga al volante.

La forma en la que gestiona la energía hace pensar que muy pocas veces tendrá que acudir el usuario a una gasolinera, lo cual le permitirá ahorrarse una gran cantidad de dinero en el contexto de inflación que vive la sociedad. Su gran autonomía para circular en modo eléctrico hace que moverse por la ciudad no suponga un consumo para nada elevado, más bien lo contrario. Sin ir más lejos, se habla de que el Qashqai homologa un consumo de 5.3 litros por cada centenar de kilómetros recorridos en ciclo WLTP.

De hecho, parte de su razón de ser se encuentra en unos datos extraídos por Nissan, según los cuales los conductores europeos de crossovers pasan más del 70 por ciento conduciendo por las urbes y sus inmediaciones. Y es que los motores eléctricos, en esos entornos, consumen menos kW en proporción que si se compara con cualquier otro de combustión de toda la vida y su gasolina.

Sin embargo, hay un detalle que, teniendo en cuenta las restricciones futuras y el hecho de que a partir de 2035 se prohibirá la comercialización de los híbridos en Europa, es importante pero que puede pasar desapercibido. Los coches que equipan e-Power cuentan con la etiqueta Eco de la Dirección General de Tráfico (DGT).

No cuentan con la Cero porque no cumplen el requisito de ser enchufables, lo cual hace pensar que, quizá, pueda ser mejor inversión un coche eléctrico que esta peculiar manera de hibridación. Eso sí, el de la autonomía en modo eléctrico lo cumplen, que en el caso del Qashqai se sitúa en unos cinco kilómetros. También hay que tener en cuenta que, para que esté siendo una realidad, ha sido necesario una gran inversión en recursos, y eso deriva en precios elevados para los coches que la lleven.

5. Una tecnología muy consolidada en Japón

Para su llegada al Viejo Continente, el Nissan e-Power antes ha calado hondo entre los conductores de su Japón natal. Los Nissan Note y Serena fueron los primeros en recibir y aprovechar las bondades que ofrece esta tecnología, y comercialmente también le han sacado partido viendo que más del 70 por ciento de las unidades vendidas del Note y cerca de la mitad del Serena la llevan.

El Nissan Qashqai del que hemos explicado algunas de sus características y que, además, vive inmerso en su tercera generación, es el que la estrena de cara al mercado europeo. No en vano, es el gran responsable de que la firma asiática tenga un papel importante en Europa y que, no hay que olvidar, fue pionero entre los SUV.

6. ¿Qué ofrece respecto a otras tecnologías similares?

Hasta seis tecnologías de hibridación y electricidad se pueden encontrar entre los coches que están en el mercado. Si le comparamos con la de los Vehículos Eléctricos de Batería (BEV), no puede aspirar al máximo distintivo medioambiental Cero, aunque comparte varios rasgos esenciales de conducción y, en algunos casos, le supere en autonomía.

En el caso de los eléctricos de rango extendido, lo cierto es que hay algunos que han dejado de fabricarse por la escasa confianza que ofrecían a las empresas, como el caso del BMW i3 REX, donde un motor ecológico extendía ese rango a base de quemar gasolina mientras otro térmico actuaba como generador. Precisamente en autonomía puede perder ante un híbrido eléctrico enchufable, aunque ello depende del tamaño de la batería del sistema de propulsión. Los hay como el Polestar 1 que son capaces de estar en marcha durante más de 100 kilómetros con el propulsor térmico apagado.

Si se compara con un eléctrico de pila de combustible, es cierto que esta no abunda en el mercado al no contar con una infraestructura suficiente, por lo que goza de más protagonismo que ella. Sin embargo, la presencia del hidrógeno como aliado de la pila hace que sea más limpia con su reacción química en forma de vapor de agua cuando contacta con el oxígeno. Finalmente, los microhíbridos eléctricos no pueden moverse únicamente con la zona eléctrica de la propulsión, aunque también comparte varias propiedades con el e-Power (recuperación de energía en las frenadas, motor eléctrico, buen consumo) y su cableado es más fino, lo cual agradece su peso.

analisis-nissan-e-power
Comparte:
¿Te ha gustado?
TopDriverz Logo
TopDriverz es tu portal con información detallada sobre el mundo del automóvil y la conducción. Artículos diarios sobre novedades del mercado, comparaciones de coches, consejos de seguridad... todo lo que necesitas saber sobre la industria del motor.
  • Azsalud
  • Estilonext
  • MedicoPlus

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 TopDriverz. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies