ç

9 puntos a tener en cuenta antes de comprar un todoterreno

Los conductores más aventureros son los encargados de domar a este tipo de vehículos. Si te identificas como uno de ellos, tienes que conocer la información importante antes de hacerte con un todoterreno.

puntos-tener-cuenta-antes-comprar-todoterreno

Dicen que perderse es la mejor manera de encontrarse, y una buena manera de llevar esa idea a la práctica es yéndose de ruta por la montaña o el campo a bordo de un coche capaz de lidiar con cualquier tipo de adversidad presente sobre la superficie. Por tanto, para ese plan tan ocioso y divertido conviene echar mano de un vehículo todoterreno.

Por ello, en TopDriverZ animamos a los usuarios que se consideren conductores aventureros a leer las próximas líneas de este artículo sobre los 9 puntos a tener en cuenta antes de comprar un todoterreno. De esta forma, será más probable que acertéis en el caso de que tengáis pensado adquirir uno próximamente para pasar fines de semana y vacaciones de pura aventura.

Aspectos fundamentales a conocer antes de comprar un todoterreno

Dicho todo esto, es el momento de ir al quid de la cuestión e ir describiendo y explicando cada punto importante que marca la diferencia entre una inversión acertada y otra fallida a la hora de hacerse con un vehículo de estas características.

1. Prestaciones en escenarios más extremos

Es el punto más obvio, pero no por ello menos importante. Y es que la razón de ser que tiene un todoterreno es una gran capacidad para atravesar baches, terrenos irregulares y cualquier tipo de trazado. Los indicadores más importantes en este sentido son el ángulo de entrada o de ataque, el de salida y el ventral, así como la altura de vadeo:

  • Ángulo de entrada o de ataque: es el máximo (empezando a medir desde el suelo) que puede conformar una colina o un óbice con la parte frontal del coche y que este puede superar. Se mide en grados y cuanto mayor sea más habilidad dispondrá para sortear dificultades de esta forma.

  • Ángulo de salida: la referencia en este caso son el parachoques trasero y el eje de dirección que hace que se muevan las ruedas. Una cantidad más elevada de esta característica expresa más facilidad para girar las ruedas, mejorar la reversibilidad y la capacidad de centrarse por parte de la dirección.

  • Ángulo ventral: es el resultado de lo conformado por los neumáticos y la parte central de la zona inferior de la carrocería. Indica cuánto de pronunciada puede ser la rampa o rémora que se esté intentando atravesar sin que contacte con el suelo dicha carrocería. No conocerlo implica un riesgo en forma de balanceo sobre una roca u otro obstáculo con todas las ruedas sin tracción alguna.

  • Altura de vadeo: es aquella libre de contacto con el suelo. Conviene que sea superior a los 20 centímetros para poder atravesar parajes que puedan entrañar cierta dificultad. También puede venir a indicar el caudal de agua que el coche puede atravesar sin que sufra daños derivados de que entre por la parte de admisión de aire. De todas maneras, si no importa que entre una pequeña cantidad se le puede poner un snorquel con el que subir la altura del aire de la admisión. De esta forma, podría subirse un pelín este registro. Ahora, que si lleva mucha electrónica el vehículo por dentro mejor ni inundarlo ni superar la altura de vadeo para evitar males mayores.

  • Distancia entre ejes: también conocida como batalla, es la que hay entre estos y tiene su influencia en propiedades como la estabilidad, el radio de giro, la habitabilidad, el ya comentado ángulo ventral.

Para aclarar las posibles dudas acerca de cuánto es lo ideal en estos “KPIs” particulares, conviene decir que si los de entrada y salida se ubican por debajo de los 20º no hay nada que hacer, ya que son los que contienen los SUV por lo general y que, por tanto, les impide salir del asfalto sin que su morro contacte con el suelo. El umbral para empezar a hablar de un coche todoterreno de garantías se sitúa en los 25º y si ya se quiere ir a la excelencia pues habría que partir de unos 30º.

todoterreno-comprar

2. Equipamiento interior y confort

Si no se está a gusto dentro del vehículo mejor no comprarlo, así de claro. Por ello, a ser posible es mejor decantarse por un modelo de última generación ya que la inmensa mayoría de estos ofrecen todas las prestaciones posibles en materia de comodidad. Esto es la teoría, en la práctica hay que echar un vistazo a detalles como por ejemplo si los asientos son abatibles (y en ese caso también tener en cuenta la cantidad total de plazas que dispone, que suelen ser 7), o incluso si puede añadirse una tercera fila de éstos en el espacio que corresponde al maletero en circunstancias normales.

Otro punto que es importante es la posibilidad de variar con distintos espacios de carga en base a las necesidades que se presenten. Ello hará del todoterreno un vehículo más versátil aún si cabe y le capacitará para recorrer itinerarios muy variados. Como resultado de los avances que han sufrido este tipo de automóviles, es frecuente encontrar modelos cuyos asientos cuentan con tapicería de cuero, un equipo multimedia relativamente sofisticado, conectividad, funcionalidades como la de GPS con brújula…

3. Accesorios resilientes frente al clima

Una climatología extrema puede mermar seriamente algunos componentes de los todoterrenos, como los relacionados con la iluminación, los diferenciales de deslizamiento limitado o los sistemas de avance a velocidad lenta, que en el argot de la automoción se conocen como Crawl control.

clima-todoterreno

4. Consumo registrado

No es ninguna novedad que este tipo de coches son de los que más consumen en el mercado por lo general. No obstante, en los últimos tiempos han aparecido tecnologías de eficiencia en lo que a motores se refiere, así como chasis muy avanzados. Gracias a estas mejoras se pueden encontrar en el mercado ejemplares que registran consumos que se sitúan por debajo de los cuatro litros por cada 100 kilómetros recorridos.

Unos guarismos que les sitúan al nivel de las berlinas en este aspecto y muy cerca de los compactos, y eso que tienen una mejor aerodinámica, un tamaño y peso menores. Eso sí, hay que indicar que esos suelen ser híbridos en la mayor parte de los casos. Los que emplean otros tipos de combustible suelen elevar este dato hacia un baremo que va desde los seis hasta algo más de nueve litros.

5. Cercanía de talleres de la marca

La exposición a averías, roturas y demás situaciones de riesgo es inmensa en este tipo de vehículos. Por lo tanto, es preciso conocer la disponibilidad de talleres con una ubicación próxima al lugar de residencia del conductor para, de esta manera, solventar los contratiempos que se presenten. Una decisión prudente en este sentido es apostar por coches que sean muy robustos y que pertenezcan a marcas archiconocidas, de esta manera se cubrirán las espaldas en mayor medida para encontrar repuestos más fácilmente.

6. Facilidad para meterlo en el garaje

No es una novedad que aparezcan dificultades a la hora de introducir el coche en el garaje derivadas de su tamaño, el cual se suele caracterizar por un gran volumen, altura y anchura. En el caso de que se produzca esta situación, lo mejor es que el portón trasero cuente con una apertura lateral, y mejor que mejor si se puede entrar al habitáculo con tan solo abrir la luneta trasera.

7. El tiempo que lleva en el mercado

Como ya se ha comentado en estas líneas, las mejoras mecánicas, de equipamiento y de consumo que han tenido lugar en el seno de los todoterreno se han implantado en mayor medida en los modelos más precoces. Por lo tanto, la edad del vehículo también juega un papel fundamental en la decisión de compra que tome el conductor. Un ejemplar austero por dentro y que no esté dotado de buenos materiales en cuanto a tapicería va a lastrar al usuario.

todoterreno-mercado

8. La rutina del usuario

No solo las mascotas tienen que parecerse a su dueño, sino también los coches. De nada va a servir tener un vehículo capaz de desenvolverse en unos escenarios y situaciones diferentes a los que suelen rodear el día a día del propietario. Por ello conviene reflexionar sobre los lugares por los que suele pasar conduciendo; si son de asfalto, tierra u otro tipo de superficie; el clima del lugar en el que vive o trabaja, etcétera.

9. Pickup si se usa para el trabajo

Ya sea para labores de construcción, forestales o de distribución, un 4x4 pickup será lo ideal para transportar mercancías gracias a la zona de carga descubierta que suelen tener en la parte trasera. Por lo tanto, se convierte así en una herramienta de trabajo más.

Comparte:
¿Te ha gustado?
TopDriverz Logo
TopDriverz es tu portal con información detallada sobre el mundo del automóvil y la conducción. Artículos diarios sobre novedades del mercado, comparaciones de coches, consejos de seguridad... todo lo que necesitas saber sobre la industria del motor.
  • Azsalud
  • Estilonext
  • MedicoPlus

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 TopDriverz. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies