ç

Las 10 motos que más averías sufren (las menos fiables)

De gran potencia y gama en algunos casos, su fiabilidad está muy cuestionada, o así rezan por lo menos los datos recogidos por Autodata. Estas son las motos que más averías sufren.

motos-que-mas-averias-sufren

Hay veces que las palabras y, por ello, las promesas, se las lleva el viento. Cuántos productos habrán sido promocionados a lo largo de la historia por sus bondades y que en la práctica no han estado a la altura de las expectativas. En los vehículos y automóviles ha ocurrido eso mismo con algunos que han pasado con más pena que gloria por nuestras vidas.

En nuestros días sigue pasando, así que conviene poner la lupa. Para ello, en TopDriverz vamos a contaros cuáles son los modelos de moto que presentan más averías. De esta forma, los moteros que nos leéis habitualmente sabréis cuáles no os tenéis que comprar ni en broma. Para saber de su existencia, hemos empleado los datos proporcionados por Autodata, proveedor líder mundial de información técnica de vehículos para los profesionales del automóvil.

Tomad nota para no equivocaros: las 10 motos más averiadas

Una vez que hemos hecho la introducción de rigor y tratar de concienciaros un poco, es el momento de ir al grano y hablar de esos 10 modelos de motocicleta que tienen la fiabilidad como carencia. Apuntad y no os equivocaréis.

1. Honda CBR

La marca del ala dorada es una moto deportiva a todas luces, nada que ver con lo que acabamos de describir. La calidad y la polivalencia son sus señas de identidad principales, además de una cilindrada muy variada en su oferta mecánica: 125, 250, 400, 500, 650, 900, 1.000 y 1.100 centímetros cúbicos.

Otra de las virtudes que se destaca de ella es la suavidad que ofrece en la conducción, por lo que, viendo todo lo que ofrece a nivel técnico, las razones por las que pasa tantas veces por un taller pueden estar vinculadas a un uso en circuitos, ya sea en forma de caídas o exigiendo un gran rendimiento a su propulsor y al resto de componentes mecánicos para ir lo más veloz posible. Y es que el eslogan que emplea la marca en su web para promocionarla es “nacida para competir”.

Honda CBR

2. BMW R1200

La buena fama de todo lo que sale de las factorías alemanas no se cumple del todo con la BMW R1200. No obstante, su fisonomía trail y versatilidad le expone seguramente a mayor factores de riesgo que a otras enfocadas en la ciudad por ejemplo, de ahí que ocupe la segunda posición más alta de esta clasificación nefasta.

Por otra parte, es de las más vendidas en su segmento en los últimos tiempos merced a la personalización que ofrece, de forma que el conductor puede elegir la orientación que quiere darle gracias a los paquetes Rallye o Exclusive, de forma que puede estar más preparada para el Enduro o para satisfacer a los conductores más fetichistas.

Por lo demás, lleva consigo un motor boxer de 125 CV de potencia a razón de 7.750 revoluciones por minuto y un par motor máximo de 125 Nm a 6.500 rpm. Con todo ello, supera los 200 kilómetros por hora de velocidad punta.

3. Honda CB

Tiene un nombre parecido a la moto anteriormente comentada, pero hasta ahí llegan gran parte de sus similitudes. La Honda CB es una naked disponible en varias cilindradas (125, 500 y 650 centímetros cúbicos), ofreciendo ligereza, presumiendo de un motor eSP de altísima eficiencia y de un chasis que da todas las facilidades del mundo para conducir por la ciudad.

De hecho, en la ligereza ha hecho gran hincapié dado que desde la firma nipona le han quitado 11 kilos a la versión de 125 centímetros cúbicos, lo que debería agradecerse a la hora de tomar una curva. Su consumo es muy pequeño a priori, ya que anuncia tan solo unos 1.5 litros por cada centenar de kilómetros recorridos. Se caracteriza por un depósito de combustible de gran anchura, de rasgos propios como la protección frente al viento en el carenado angular y el parabrisas y resortes de la amortiguación trasera en rojo que le aportan un toque deportivo.

4. Yamaha YZF

De carácter deportivo y espíritu aerodinámico, la Yamaha YZF aparece por aquí entre las motocicletas que más se averían. No obstante, entre su versión de 125 centímetros cúbicos y la R-3 de 320 hay algunas diferencias, de manera que la primera está más pensada para desenvolverse en la ciudad mientras que la otra promete más emociones, por lo que es apta para llevársela al circuito. Dicho esto, es probable que las razones que lleven a cada una al taller no tengan nada que ver.

En cualquier caso, la primera cuenta con la máxima potencia posible de su segmento merced a sus 15 CV, mientras que la segunda goza de 42. Lo que sí llevan ambas a bordo es un sistema de horquilla invertida que presentan a los tubos superiores (los fijos) con un diámetro superior a los inferiores (los de inmersión o deslizantes), lo que aporta un mayor control en el frenado.

Yamaha YZF

5. Kawasaki Z-Series

Otra moto naked que se estropea más de lo habitual es la Kawasaki Z-Series, que está disponible en distintas versiones y cilindradas: 125, 400, 650, 900 y 1.000 centímetros cúbicos. Se trata de una gama de modelos naked que ofrece al piloto diferentes modos de conducción y de motor. Estéticamente, se caracteriza por un diseño agresivo y deportivo a partes iguales y, en lo que a equipamiento tecnológico se refiere, por un gran repertorio.

Todo esto le permite en principio desenvolverse a las mil maravillas tanto dentro como fuera de la ciudad. Hay expertos que dicen que, en el caso de la versión de 900cc, le pueden sobrar algunos kilos, por lo que esa dificultad puede ser una de las causas de caídas o accidentes. No obstante, con su gran oferta es difícil equivocarse y elegir una moto que no case con las necesidades del usuario.

6. Suzuki GSX-R

A lo largo de este texto, estamos viendo que modelos de alta gama son los más sensibles a problemas mecánicos y a accidentes. Y es que otra moto deportiva como la Suzuki GSX-R hace acto de presencia entre las más averiadas. Disponible en 600 y 1.000 centímetros cúbicos, es apta para quienes quieran vivir un sinfín de emociones cuando se suben a un vehículo de dos ruedas.

Por tanto, es fácil pensar que el origen de la gran mayoría de reparaciones a las que se somete tienen que ver con averías mecánicas que se derivan de la exigencia de los circuitos y caídas que puedan sufrir los usuarios que se suben a ella.

7. Honda CRF

Llevábamos ya un rato largo sin tratar ninguna motocicleta especializada en off-road, pero lo vamos a volver a hacer de la mano de la Honda CRF, un modelo de motocross que ofrece diferentes versiones de 250, 300, 450. Eso sí, todas ellas equipadas con un motor de cuatro tiempos de un único cilindro refrigerado de forma líquida.

La suspensión suave, su carrocería estilizada y una potencia que crece respecto a su antecesora son varios de sus mejores avales. Por tanto, es entendible que se someta a mayores factores de riesgo derivados del campo y la naturaleza, lo que indudablemente se traduce, en muchas ocasiones, en averías.

Honda CRF

8. Triumph Tiger

En el octavo puesto de esta clasificación encontramos a otra “desnuda”: la Triumph Tiger. Está disponible en cilindradas de 800, de 900 y hasta 1.200 centímetros cúbicos. Eso sí, cada una tiene un propósito y un uso especial diferente: la Rally y la Rally Pro saca el lado más aventurero de esta moto, la estándar de 900 una gran ergonomía y la más potente una gran capacidad para superar cualquier obstáculo.

Al igual que la que acabamos de comentar, sus averías tendrán más que ver con la exposición a los baches y a demás elementos que puedan dañar la mecánica, así como a fuertes caídas en lugares que supongan un reto a la hora de atravesarlos.

9. Suzuki GSF

La Suzuki GSF es la primera moto de calle pura que aparece por aquí. Disponible en 400 y 650 centímetros cúbicos, presume de finura a la hora de trazar giros y una posición de conducción relajada. No obstante, por otra parte carece de elementos de protección aerodinámica ya que el faro, el cual ha sido rediseñado en la actual generación, no protege al usuario del viento frontal totalmente, por lo que las piernas tienden a abrirse en circunstancias de alta velocidad.

También, para algunos que se pronuncian en la red sobre ella, es ciertamente pesada con unos 244 kilos homologados con el depósito de combustible lleno, lo cual en parado dificulta un poco todo. Por ello, diríamos que los problemas que habitualmente sufre tendrán que ver con esas limitaciones más que cualquier otra cosa.

10. Kawasaki ZX

La última en aparecer por aquí es la Kawasaki ZX, otra deportiva disponible en varias versiones (6R, 10R) que dedica gran parte de sus innovaciones a la aerodinámica y a las prestaciones en circuito. No en vano, usa de fuente de inspiración a las Superbikes que compiten con la marca japonesa en ese mundial. Su equipamiento tecnológico es muy amplio y se apoya en grandes cilindradas de 600 y 1.000 centímetros cúbicos.

Es una moto que invita a exprimir al máximo todo lo que tiene en la pista, y por ahí puede estar el origen de sus problemas y la razón por la que se encuentre en esta clasificación.

Kawasaki ZX
Comparte:
¿Te ha gustado?
TopDriverz Logo
TopDriverz es tu portal con información detallada sobre el mundo del automóvil y la conducción. Artículos diarios sobre novedades del mercado, comparaciones de coches, consejos de seguridad... todo lo que necesitas saber sobre la industria del motor.
  • Azsalud
  • Estilonext
  • MedicoPlus

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 TopDriverz. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies