¿Cuánto me dan por mi coche? 9 preguntas que debes hacerte

Si estás pensando en vender tu vehículo, presta atención a la información que te vamos a brindar en esta nueva entrada. Aquí tienes las preguntas que tienes que hacerte para saber cuánto dinero te pueden dar por él.
cuanto-me-dan-por-mi-coche

Hay una amplia variedad de motivos por los que se puede vender un vehículo: no haber cumplido las expectativas creadas en el momento que se compró, aborrecimiento, la familia se amplía, poco uso, ambición por conseguir un modelo mejor, necesidad de liquidez para resolver un problema económico…

En cualquier caso, se trata de una decisión importante que tiene sus consecuencias, por lo que conviene meditarla y mucho. Por todo ello, en TopDriverz se van a facilitar las preguntas que tienes que hacerte a la hora de hallar cuánto dinero te dan por tu coche. Si te encuentras en esta situación, te animamos a que leas lo que viene a continuación.

Vender mi coche: ¿cuánto dinero me pueden dar?

Es la hora de meterse en materia y enumerar esos interrogantes que ayudarán a encontrar la cantidad de dinero a percibir por ti cuando hayas formalizado la venta de tu vehículo en un periodo más largo o corto de tiempo.

1. ¿Cómo está valorado por Hacienda?

El ministerio dispone de una lista con tablas y correspondencias. Para sacarle utilidad a esta particular fuente de información, lo que hay que hacer es introducir el modelo exacto que se tiene y, de esta forma, se obtiene el valor venal exacto. El valor venal es el precio máximo teórico que puede ser alcanzado por un automóvil en el mercado de segunda mano. Este está condicionado por aspectos como la antigüedad, la marca de la que se trate y por supuesto el modelo concreto.

Y es que este dato es el que emplea la gran mayoría de empresas de seguros con el propósito de hallar una indemnización si resulta robado o si es objeto de un siniestro. Por tanto, puede verse incrementado si se demuestra que tiene un valor añadido, el cual tiene forma de equipamiento o accesorios extra.

Posteriormente, se puede conocer el dato al tomar como referencia el 100 % de lo marcado por la autoridad fiscal y restando un porcentaje determinado en base a la fecha de la primera matriculación. En otras palabras: el valor venal es del 100 % si tiene menos de un año, al superar ese año será del 84 %, más de dos corresponde al 67 %, más allá del trienio un 56 % y si supera los cuatro es del 47 %. Y así hasta llegar a los doce años, que en este caso queda en un 10 % de lo dicho por Hacienda, pero también hay que decir que si el coche se ha empleado con fines profesionales se devalúa en mayor medida.

dinero-coche

2. ¿Qué dice mi concesionario?

Tradicionalmente, los concesionarios han sido la solución más empleada por los usuarios a la hora de dar con el dinero a percibir por la venta de un coche. Sin embargo, en los últimos tiempos han perdido protagonismo en ese sentido ya que no ofrecen una forma ágil y rápida de averiguarlo, además de que proponen cifras no tan interesantes para el vendedor y más intereses por la operación de venta. La unión de todo ello afectará sin lugar a dudas en el dinero a percibir por el usuario.

Una cosa muy habitual que se suele hacer es vender el antiguo compañero de viaje por otro completamente nuevo. Sin embargo, no siempre resulta en un buen trato ya que desde el concesionario por lo general se ofrece un precio más bajo y no se traduce en un gran ahorro aprovechable para el que se desea comprar.

3. ¿Cuántos kilómetros he recorrido con mi coche?

La referencia que se toma para catalogar un vehículo como de segunda mano son los 15.000 kilómetros de distancia recorridos, por lo que a partir de esa cifra la tasación caerá en picado a un ritmo mayor. Por el contrario, si está notablemente por debajo de esa cantidad la depreciación no será tan vertiginosa.

4. ¿De qué combustible se dota?

La eficiencia en el consumo de combustible y el tipo de este también marcan la tasación que se pueda hacer del coche. ¿Por qué? Porque establece lo que necesita a la hora de alimentarse y el dinero que hay que invertir a la hora de repostar (si es diésel o de gasolina) o recargar (si es eléctrico o híbrido enchufable). Por lo tanto, una gran autonomía llevará al alza el precio de venta.

vender-mi-coche

5. ¿Qué me ofrecen en un desguace?

El desguace es otra de las formas tradicionales a las que se recurre cuando se pretende deshacerse del coche. Sin embargo, si se encuentra en unas condiciones relativamente decentes, esta no es la mejor solución ya que le interesa comprar el modelo por piezas, lo que tiene como consecuencia una oferta más baja por él.

6. ¿Lo he cuidado bien?

El aspecto estético, además del estado de la estructura mecánica, también es importante a la hora de fijar un precio de venta. Si se observa un arañazo, el tapizado desgastado o sucio u otro desperfecto entonces la tasación disminuirá. Para evitarlo, hay que tener en cuenta que estacionarlo al sol la mayoría de las veces provocará la aparición de estos problemas. Como conclusión, se puede decir que cuanto más tiempo se deje en el garaje o en un parking, más dinero podrás recaudar cuando lo quieras vender.

7. ¿Qué puedo hacer si ha sufrido un siniestro?

Se declara de siniestro total un coche que no puede repararse técnicamente sin conservar las garantías de seguridad o porque el coste que hay que asumir para la reparación es superior a su valor estimado. De hecho, hay compañías de seguros que lo califican así cuando el precio de la reparación equivale al 75 % de su valor. También puede pasar que haya sido robado y aparezca calcinado posteriormente, o no vuelva a aparecer siquiera.

Ante esta hipotética tesitura, hay que hallar el valor venal que tenía justo antes de suceder lo ya comentado, el de afección (que es un porcentaje del venal empleado para obtener la cifra final y que se establece para casos distintos) o el de restitución o de mercado (el que paga el usuario si quiere conseguir un coche idéntico o parecido en lo que a características se refiere). Según el caso, se puede contemplar uno u otro por parte de la autoridad competente, y es que la diferencia entre ellos puede encontrarse entre un 20 y un 30 %.

Si tú como accidentado no has tenido culpa de lo ocurrido, tienes derecho a recibir una indemnización íntegra tal y como reza el artículo 1902 del Código Civil, ya que no puede estar en peor situación que la que tenía el momento previo al siniestro. Esta cantidad debe incluir la reparación o bien ser suficiente para conseguir otro modelo de las mismas propiedades, al margen de los perjuicios causados por no poder emplear el coche hasta que se reciba el importe.

Eso sí, la ley también asegura que no se le puede enriquecer al perjudicado de manera injusta, lo cual ocurre cuando hay una diferencia entre el coste a asumir en la reparación y el valor venal. La Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones cree que compensar al usuario perjudicado con el valor venal del vehículo no es equitativo al no tenerse en cuenta la utilidad aportada por el coche dañado, lo que puede desembocar en que el valor de uso del vehículo para él esté muy por encima del que tiene en el mercado.

De todas formas, las piezas por separado como se ha dicho ya pueden tener cierto valor para los desguaces. Para sacar partido de esto, hay que mirar a la póliza del seguro si la empresa se hace cargo de dichas piezas o quita su valor a la indemnización a percibir. Y es que dar un coche de baja es un gasto más.

El último escenario posible es que no se declare siniestro total, pero su reparación no cunda. Si es así, es posible recibir la cantidad equivalente al precio de la reparación aunque no se tiene en cuenta el IVA, que además deberías pagar aparte si lo reparas.

siniestro-coche

8. ¿Qué extras le he puesto y cuántos?

Una de las maneras de revalorizar tu vehículo es añadirle accesorios y componentes extras. Si lo has hecho, entonces has de concretar cuáles son aquellos que acompañan a los que están desde el principio en la configuración inicial. Entre los elementos que tienen mayor influencia se incluyen el motor, el radiador y la bomba de agua. No obstante, reemplazar en su día los cristales y las lunas, las suspensiones y amortiguaciones y los neumáticos también ayudará.

Al margen de lo puramente técnico, tener la documentación y los papeles actualizados lógicamente es otro aliado en la obtención de una mayor tasación, ya que así se descartarán embargos y multas pendientes de pago que puedan minar la confianza en el coche.

9. ¿Qué valor dan la web del fabricante y otras especializadas?

Si la tasación se quiere obtener de la manera más rápida posible, también se puede optar por introducir los detalles ya comentados en otros apartados, como el modelo, la marca, el año de matriculación, tanto en la web del fabricante como en otras especializadas en el sector de la automoción. De esta forma, si obtienes una cifra interesante puedes seguir investigando en más sitios, o por el contrario dar marcha atrás con tu idea.

Comparte:
¿Te ha gustado?
TopDriverz Logo
TopDriverz es tu portal con información detallada sobre el mundo del automóvil y la conducción. Artículos diarios sobre novedades del mercado, comparaciones de coches, consejos de seguridad... todo lo que necesitas saber sobre la industria del motor.
  • Azsalud
  • Estilonext
  • MedicoPlus

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 TopDriverz. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies